Historia de la raza Husky

Siberian Husky

El perro Husky es una raza originaria del estrecho de Bering, en Siberia, su nombre se debe a la antigua tribu de los Husky. En Siberia, este perro es considerado una raza fuerte, muy resistente al frio y trabajador, gusta de juntarse en pequeñas manadas con otros perros de su misma raza,  muchos conocen que el Husky es un gran ayudante para tirar los trineos con su manada. Se considera también como una raza de perro de trabajo que sirve para pastorear ciervos además de halar los trineos. El perro husky es muy amigable y por su apariencia de lobo tiene cierta elegancia.

Hace cientos de años el Husky solo habitaba en las regiones del territorio siberiano, fue hasta muy después que los comerciantes de pieles comenzaron a importar a los cachorros a las regiones de Norteamérica.  Los primeros Husky arribaron en tierras de Alaska y fueron utilizados más tarde para jalar los trineos, con ello la raza fue llegando a varios lugares del mundo y en la actualidad se encuentra en diversas zonas del mundo. Varios de los perros Husky encontrados en Norteamérica pertenecen a la descendencia de los primeros perros que fueron importados a este continente desde la misma Siberia en el año de 1930.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *